La flotación de aire disuelto (DAF por sus siglas en inglés) es un tratamiento de aguas que clarifica aguas residuales (u otras aguas) mediante la remoción de materia suspendida como aceites o sólidos. La remoción se logra disolviendo en el agua u agua residual aire bajo presión y luego liberando el aire a presión atmosférica en tanques de flotación o piletas. La liberación de aire forma pequeñas burbujas que se adhieren a la materia suspendida y la hacen flotar en la superficie del agua donde serán removidas por un dispositivo de desnatado.


NUESTROS SISTEMAS